La Península Yucatán

SUSPENDEN PARQUE FOTOVOLTAICO EN VALLADOLID

Activistas mayas revelaron que un juez otorgó la suspensión del proyecto de energía solar en la selva alta de Valladolid, al oriente de Yucatán

Por Leandro Chacón

Valladolid, Yucatán.- De acuerdo con integrantes de  la Asamblea de Defensores del Territorio Maya “Múuch’ Xiimbal”, el Juez V de Distrito, Carlos Solís Briceño, suspendió el proyecto de Parque Fotovoltaico con el argumento de que las autoridades pertinentes, que debieron vigilar la legalidad de los permisos, resultaron en un hecho amañado.

Los activistas exigieron la cancelación del proyecto de energía solar en la selva alta de Valladolid, debido a que se detectaron irregularidades en el proceso del Manifiesto de Impacto Ambiental (MIA), aunado a que se realizaron consultas populares a modo, además de que hubo intimidación a los habitantes de las comisarías vallisoletanas de Ebtún, Cuncunul y Dzinup.

El abogado Flavio Ayuso López confirmó que la empresa no estuvo sola en las irregularidades detectadas, ya que dependencias como la Secretaría de Energía, de Medio Ambiente y Recursos Naturales, el Instituto Nacional de Antropología e Historia, la Comisaría Reguladora de Energía e incluso el Ayuntamiento de Valladolid, fueron omisos y permitieron las anomalías.

De acuerdo con el litigante, la Semarnat validó las consultas amañadas. “Por ejemplo, las hacían en días feriados o cuando la población tenía una festividad religiosa para que los participantes sean menos”, mencionó al tiempo de advertir que la empresa y las autoridades federales intentarán deslegitimar la decisión del juez y la comunidad maya.

“Todavía no es una victoria. No podemos congratularnos de que el despojo de tierra fue detenido”, comentó Ayuso López, quien señaló que las comunidades afectadas no están peleados con el progreso “Lo necesitamos y lo reconocemos, sin embargo, no toleramos que nos engañen y vengan a ofrecer espejitos por oro”.

Asimismo, la profesora Candelaria May denunció que para comprar voluntades de los ejidatarios y habitantes de las comunidades vallisoletanas ya mencionadas en pro del establecimiento del parque de 200 hectáreas, la empresa les prometió construir obras que le compete a los gobiernos municipal y estatal.

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *