La Península Quintana Roo

NINGÚN VOTO PARA EL PRI 

Los antorchistas resentidos advierten 

 

La consigna del voto de castigo surge porque, afirman, que el priismo quintanarroense nunca los ha reconocido y mucho menos apoyado. 

 

Por: Jorge Argüelles 

 

Chetumal.- El Movimiento Antorchista de Quintana Roo midió su fuerza política el pasado domingo 22 de abril en el estadio de fútbol José López Portillo de la ciudad de Chetumal con motivo de la celebración de su 18 Aniversario de lucha social en la entidad. 

A nivel nacional esta organización se sumó a las propuestas del candidato al a presidencia José Antonio Meade Kuribreña aunque no al priismo local que nunca ha reconocido y mucho menos apoyado a los antorchistas locales. 

Por tal motivo y dado al acercamiento que han tenido otros partidos políticos, no se apoyará a los candidatos del PRI en Quintana Roo, quienes al ver la magnitud de los agremiados hoy buscan desesperados a los antorchistas.  

El dirigente de esta organización, Dimas Romero González, informó que se logró reunir a 30 mil simpatizantes de todos los municipios de la entidad, quienes escuchen el mensaje político del dirigente nacional Aquiles Córdova Morán quien puntualizó que urge que gobierne el pueblo de la mano de Antorcha. 

Durante su intervención, dijo que debido a que la pobreza crece rápidamente en el país como consecuencia del fracaso del modelo económico, es necesario otra forma de gobernar, que sea el pueblo, -de la mano de Antorcha-, con una política que reparta  la riqueza. 

Aniversario 18 en la entidad 

Reunidos en Quintana Roo para celebrar 18 años del surgimiento del antorchismo, el líder social explicó las razones que llevan a que cientos de familias vivan en precarias condiciones, desempleo, migración, malos servicios de salud y educación, y todos son consecuencia de la pobreza, por lo que su verdadera solución requiere un combate efectivo contra la mala distribución de la riqueza. 

Explicó que la clase trabajadora se encuentra desamparada, y organizaciones sociales que debían defenderla la han abandonado, quedando solamente en manos de los partidos, los cuales se han convertido en reducto de trapecistas que sólo los usan para saltar de un lado a otro.  

Dimas Romero explicó que este encuentro sirvió para fijar una postura sobre la situación que impera entre los campesinos del país y la exigencia a los gobiernos para que atiendan las necesidades más apremiantes. 

“Nosotros en estos 18 años hemos logrado demandas importantes, solución de problemas que aquejan a sectores importantes de nuestro estado como el resolver en parte el problema que aqueja de la vivienda, de tener un predio para edificar una vivienda a más de 15 mil personas, hemos resulto problemas de electrificación, pavimentación, construcción de aulas escolares para más de 5 mil familias en la zona sur del estado, hemos resueltos los apoyos al campo y otros logros en beneficio de la gente en pobreza”. 

Explicó que las políticas aplicadas por los diferentes niveles de gobierno, después de años de programas sociales tampoco han logrado abatir los altos índices de marginación y pobreza de manera que los grupos vulnerables se encuentran prácticamente desamparados ante un sistema de libre mercado que les arroja despiadado al arroyo de la pobreza y una política de gobierno ineficaz para revertir el proceso de depauperación de las grandes masas trabajadoras.  

“Es la impotencia, el desamparo y el abandono total el causante de que nuestro pueblo trabajador languidezca en la miseria siendo él quien con su trabajo ha convertido a nuestro país en la décimo tercer potencia económica mundial” 

Resaltó que el objetivo del Movimiento Antorchista es organizar al pueblo mexicano para formar una fuerza política social capaz de cambiar la forma de gobernar para beneficio de los más pobres y para ello, argumentó, es necesario hacer propuestas concretas y claras. 

“Antorcha sabe qué se debe hacer: empleo para todos, que nadie se quede sin trabajo; salarios realmente remuneradores como dice la Constitución; política fiscal progresiva en la que paguen más impuestos los que ganan más; y reorientar el gasto público en beneficio de los que menos tienen”; aseguró  que si se implementara este proyecto de nación, la pobreza iría disminuyendo de manera efectiva”. 

Sin embargo, para hacer eso es necesario que el pueblo gobierne y eso sólo es posible si las masas trabajadoras se convierten en una fuerza política sólida y firme, que tenga la fuerza necesaria para cambiar las cosas en el país. 

“Los ricos, que son unos cuantos, tienen la fuerza del dinero y la fuerza del poder político; los pobres, en cambio, sólo tienen el poder de su número y por eso es urgente que Antorcha crezca, para hacer valer su fuerza”, por lo que los exhortó a comprometerse con el crecimiento de la Organización.  

Por su parte Aquiles Córdova Morán, aseguró que su visita a Quintana Roo no fue para  hablar mal de nadie, pero sí de la pobreza que impera en el país y que actualmente agobia a más de 100 millones de mexicanos. 

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *